Saltar al contenido

Los cánones de la biblia

marzo 25, 2021

Los cánones de la biblia, todo lo que debes saber ahora



Cómo ya hemos definido en la sesión anterior, se establecieron algunas normas que se conocen como criterios de Canonicidad de los libros de las Escrituras. Sean los del Viejo Pacto o los del Nuevo Pacto.

Debemos anotar ahora que siempre todo el desarrollo escritural de la biblia estuvo estrechamente relacionado con las actividades culticas del judaísmo.

De modo que, nada se hizo fuera de la vista o cobertura del sacerdocio o del templo.

El Canon del primer Templo

Realmente no se tiene mucha información verificable con respecto al canon del primer templo, pero lo que si tenemos lo vamos a compartir a continuación.

Sabemos que todo inicia con el hallazgo del libro de la Ley, relatado en las mismas escrituras en 2 Reyes 22. 8 durante el reinado del Rey Josías de Judá. Se le conoce a nivel histórico como el Proto Deuteronomio. Es la primera vez que en toda la narración bíblica se le da un valor sacro a un libro Lo más probable es que ese libro de la Ley que se encontró halla sido una forma muy primitiva del libro de Deuteronomio.

Este es un concepto aceptado por la mayoría de los eruditos de todos los tiempos, pero en realidad aún no tenemos una evidencia contundente ni remotamente cercana que nos de certeza de que contenía el libro hallado.

Lo único que por las mismas escrituras sabemos es que le llamaron el libro de la Ley.

Cuando mencionamos al primer templo, nos referimos al templo que construyó el Rey Salomón y que fue derribado posteriormente por los babilonios en el S VI antes de Cristo. Podemos decir también que ese momento solo la Ley tenía el carácter sagrado, pero las otras colecciones de libros ya estaban formándose de manera paralela.

Los cánones de la biblia: El Canon del segundo Templo

Del primer templo no hay muchas referencias históricas o arqueológicas en lo referente al canon de las escrituras. Sin embargo, cuando llegamos a la época del post exilio, al tiempo del segundo templo, aparecen nuevas evidencias.

Encontramos un desarrollo paralelo de las tres colecciones ya mencionadas de la Tanaj. Literatura abundante en rollos y también literatura extrabíblica.

Al leer Esdras cap. 7:6-10, se nos hace una definición especial. Definen las escrituras a Esdras como un escriba muy hábil y veloz de la Ley de Israel, y Dios lo acompañaba para los propósitos que tenía con su vida.

Esto debido a que, Esdras se había, de manera única, determinado en lo personal a Estudiar las escrituras y a guardar los mandamientos con su vida.

De este texto se deriva la Teoría del Canon de Esdras. Hay una tradición Oral que registra que, en esos tiempos, todos los libros habían sido quemados y que Dios e reveló el contenido de casi todo lo escrito a Esdras para que lo volviera a escribir.

De esas tradiciones orales, se deriva el llamado Canon de Esdras. Ya que fue al final el gran compilador y organizador del Viejo Pacto, según la tradición oral. Esto es más suposición que afirmación.

Lo que sí podemos asegurar es que Esdras se encargó de hacer un excelente trabajo de ordenación de lo que tenía en sus manos. No es demostrable que haya reescrito todo por inspiración divina, pero no es imposible.

Aún así, los hechos son uno solo. Y es que Esdras logro hacer este trabajo de compilación en los tiempos del segundo templo.

Los cánones de la biblia: Referencias en la historia extrabíblica

Existen referencias confiables en la historia extrabíblica que definen a Esdras como un trabajador esforzado y responsable, quien se encargó de buscar y traer los royos de la ley desde Babilonia. Así mismo de categorizarlos, ordenarlos y compilarlos.

Esta referencia la podemos hallar en el 2do libro de los Macabeos cap. 2.13 que dice así:

“esto también se contaba en los documentos y memorias de Nehemías, y además se contaba como este reunió la colección de los libros que contenían las crónicas de los reyes, los escritos de los profetas, los salmos de David, y las cartas de los reyes sobre las ofrendas.”

Esto nos deja ver un trabajo muy elaborado sobre la segunda y tercera parte del antiguo pacto.

Otra teoría del canon

Hay otra teoría muy especial basada igualmente en escritos históricos extrabíblicos que está en el mismo libro de Macabeos 2.14-15, que dice que entorno al año 164 Judas Macabeo fijó el canon o reunió lo que llegó a ser el canon definitivo con una colección de libros que Judas recuperó y guardó.

Otra referencia externa muy importante también, que hasta donde sabemos hoy es la más antigua en medio de los dos pactos. Está en el prólogo de Sirácida, llamado también: “Eclesiástico” en el año 132 AC.

Recientes estudios nos han permitido definir que a principios del primer siglo hubo una revisión de los libros en griego a la luz del texto hebreo, tratando de unificarlos más y acercarlos más al texto hebreo.

Algo particular que hallaron los eruditos con respecto a estos textos es que en ese canon y sus colecciones no estaba el libro de Ester ni el de Eclesiastés. En la era cristiana se encuentra una aceptación completa de la nomenclatura tripartita del viejo pacto.

Aparece en Lucas 24.44. Finalizando el primer siglo se realiza el sínodo de Yabneh. Los romanos destruyen el segundo templo en el año 60 D.C. y en es el Concilio de Yabneh se reconfigura el judaísmo remanente y se cierra finalmente el canon hebreo.

Los cánones de la biblia: El cierre final del canon hebreo al final del primer siglo

Muchas de las cosas que acontecieron después de la destrucción del segundo templo fueron entonces, y han sido hasta hoy motivo de especulaciones y afirmaciones maravillosas acerca de la supervivencia del judaísmo y sus tradiciones.

Muchas de las cosas que se dieron y propiciaron el sínodo de Yabneh y sus posteriores consecuencias, rozan con la leyenda prácticamente. Al punto que muchos afirman que allí se cerró el canon hebreo y otros lo niegan.

Otro texto de gran valor, que nos llega ahora, es el canon de Josefo en el año 95 D.C. llamado “Contra Apión” antes del Sínodo de Yabneh. Este nos enlista una serie de libros del canon hebreo, de manera muy patentica a la lista actual que se tiene del canon de hebreo.

AREAS GENERALES DE CONTRIBUCIÓN

Josefo nació en Jerusalén en 37/38 D.C. y se convirtió en historiador escribiendo principalmente acerca de la gente judía hasta su muerte, cerca del 100 D.C. Aún existen manuscritos originales de cuatro de sus obras:

1) La Guerra de los Judíos; 2) Las Antigüedades de los Judíos; 3) Vita (vida) y 4) Contra Apión.

Estas obras nos proporcionan un conocimiento sobre la era del Nuevo pacto que de otra manera no tendríamos. En resumen, Josefo ha contribuido a nuestra comprensión de los antecedentes sociales, políticos, históricos (incluyendo datos cronológicos) y religiosos del Nuevo pacto.


Si te ha gustado el contenido de esta publicación: Los cánones de la biblia, deja un comentario son tus aportes, preguntas o sugerencias.