Saltar al contenido

Fiestas judías en la iglesia

enero 24, 2020

La Pascua, Los panes sin levadura, Las Primicias, El Pentecostés o Las semanas, Las trompeta, el Yom Kippur y Los tabernáculos

¿Cuáles fiestas judías se deben celebrar en la Iglesia?

Al igual que la pregunta de mi hermana de Marta, que nos consultó por las fiestas bíblicas que hay que celebrar y mencionó algunas, Wilman nos está preguntando por las fiestas judías en la iglesia.

¿cuáles fiestas judías debe la Iglesia celebrar?

En cuanto a las fiestas judías ―de pronto, para quien no sabe sobre las fiestas judías―, son las convocaciones santas que YHVH hizo para su pueblo Israel; por eso, se llaman fiestas judías, son fiestas encomendadas y entregadas exclusivamente al pueblo judío, lo cual quiere decir que no hacen parte del calendario festivo de la Iglesia gentil.

Es decir, hermano Wilman, ninguna fiesta judía es para nosotros los gentiles, ninguna fiesta judía es para la Iglesia de Cristo, ninguna en lo absoluto, no hay una sola fiesta judía que nosotros debamos celebrar por ordenanza o por mandamiento bíblico, no hay, no existe porque son fiestas exclusivas para los judíos.

Las fiestas judías

Estas son siete: la primera fiesta es la Fiesta de la Pascua, la segunda fiesta es la Fiesta de la de los Panes sin Levadura, la tercera es la Fiesta de las Primicias, la cuarta fiesta es la Fiesta de las Semanas o Pentecostés, la quinta fiesta es la Fiesta de las Trompetas, La sexta fiesta es la Fiesta del Perdón o el Yom Kippur y la séptima fiesta es la Fiesta de los Tabernáculos.

Son siete fiestas que Dios le encargó y le encomendó por ordenanza perpetua a Israel, a los judíos, esas fiestas no tienen observancia para la Iglesia de Cristo.

Para nosotros al contrario, voy a leer para ustedes en Colosenses ―usted puede leerlo también en su casa― en el capítulo dos, vamos a mirar qué dice la Escritura. Voy a leer para ustedes desde la Biblia Textual de la IV Edición, de pronto si leo algo que usted no tiene allá con las mismas palabras, no se preocupe.

Usted puede leer en su versión bíblica, en Colosenses capítulo dos versículo dieciséis, dice:

“Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, con respecto a solemnidades, novilunios o sábados, lo cual es sombra de las cosas venideras. Pero la realidad es de Cristo.”

Colosenses 2. BTX4

Nadie nos puede juzgarte por no celebrarlas, porque todos estos novilunios, los sábados y las solemnidades a las que el apóstol Pablo se refiere son las fiestas judías y dice que todas estas cosas son sombra de lo venidero, y la verdad, la realidad es de Cristo.


Otras respuestas de la bíblia…


¿Por qué dice esto?

Porque en Cristo se cumplen todas las siete fiestas: Cristo es nuestra Pascua, dice el apóstol Pablo, Cristo la celebración de la mesa, de la Cena del Señor, hace parte de la Pascua también.

La celebración de las Primicias la celebra Él en su resurrección, la celebración de las Semana o la Fiesta del Pentecostés la celebramos con Él.

Al recibir al Espíritu Santo como Pentecostés, la quinta fiesta que es la Fiesta de las Trompetas será celebrada por la Iglesia cuando la final trompeta suene en la venida de Cristo.

La sexta fiesta que es la Fiesta del Perdón, en Cristo Jesús ya la celebramos al venir a Él y, por último, la séptima fiesta que es la Fiesta de los Tabernáculos la celebramos cuando Él viene a tabernaculizar o hacer morada en nosotros como creyentes.

No debe guardarse una sola de las fiestas judías

Por lo tanto, ninguna de las siete fiestas judías debemos observarlas y guardarlas como un rito como un mandamiento porque no nos compete, no son para nosotros. Así que, la Iglesia es Cristo es libre de cualquiera de estas celebraciones, y nadie puede juzgarte por no guardarlas o no celebrarlas.

Pablo dice a la Iglesia, en Colosenses capítulo dos, versículo dieciséis ―usted lo puede leer luego con detenimiento― los mandamientos que realmente aparecen en la Biblia y que la Iglesia de Cristo debe guardar en cuanto a celebración, es la que Jesús dejó cuando dijo:

La mesa del Señor o Santa Cena

“haced esto todas las veces en memoria de mí, recordándome a mí” y esa es la Santa Cena, es lo único que el Señor Jesús estableció como una celebración y un recordatorio periódico de su sacrificio en la cruz del Calvario, es la Santa Cena, esa es la fiesta que podemos celebrar siempre, recordando a Jesús ―bíblicamente hablando―.

El bautismo en aguas

Aparte del bautismo, que no es una fiesta, realmente es una celebración de una sola vez cuando eres bautizado en la fe de Cristo, al descender a las aguas. Es decir, es un mandamiento el bautismo y lo otro, también es una ordenanza de parte del Señor, más a manera de recordatorio, que es la Cena del Señor.